Rogelio Romero mezcla tacos y box

OMAR ESCOBAR

Ciudad Juárez.- No hay mucha relación entre tacos de barbacoa y guantes de boxeo, pero para el pugilista Rogelio Romero son cosa del diario.
El medallista de plata en los Juegos Centroamericanos y del Caribe Barranquilla 2018 trabaja en su tiempo libre en una taquería propiedad de sus padres desde hace diez años.
“Sí, venimos a trabajar, es dinero extra que a nadie le estorba” comentó el espigado boxeador mientras sirve mesas en el pequeño local.
Es de gran ayuda para sus padres, pues tiene una gran resistencia y capacidad de reacción para cuando le piden en dos o más mesas a la vez.
“Siempre que vengo a Juárez pues les ayudo a mis papás un rato, es el negocio de la familia y hay que atenderlo, aunque sea de mesero”, continuó.
Romero aprendió el trabajo duro, pero sobre todo la técnica para partir la barbacoa sin mancharse y también la receta secreta para que tenga ese sabor especial.
Sin embargo, Rogelio no estará sin preparación pues el nacional de primera fuerza está a la vuelta de la esquina y en este buscará su pase a los Juegos Panamericanos Lima 2019.
“Me dieron 15 días de vacaciones, pero yo decidí entrenar aquí en Juárez para ir al primera fuerza, me dijeron que no era igual por la altura de la Ciudad de México, pero yo estoy ahí trabajando con Edgar García en el (Manuel) Auza Prieto”.
El sueño de Rogelio Romero, como el de cualquier deportista, es llegar a los Juegos Olímpicos de Tokio 2020, pero sabe que el primer paso es Lima 2019.

Be the first to comment

Leave a Reply

Your email address will not be published.


*